7 kilos en 40 días – desde 73 a 66

La mayoría de nosotros queremos  resultados en poco tiempo, pero depende de muchos factores si tenemos éxito.

Normalmente, la pérdida de peso semanal de manera saludable y normal es de entre 0,5 y 1 kilos, pero cada persona es diferente, tiene un cuerpo diferente, y ademas es importante la edad (con cada década el metabolismo disminuye en un 10%), y la mayoría importa también la ambición y la actividad física.

Cualquier dieta sana y equilibrada nunca funcionará sin actividad física, incluso 15 minutos al día, siendo una opción libre el tipo de actividad.

Una de mis pacientes logró con mucha ambición y determinación perder 7 kilos en 40 días. Entonces por ella, el proceso funciono muy bien porque ha estado haciendo deporte todos los días, se respeto la dieta personalizada y fue muy decidida a tener resultados exitosos y, en primer lugar, mejorar su salud.

Cuando vino a mí, mi paciente tenía un peso de 73 kg (a una altura de 1,72 m), un IMC de 24.7 (casi sobrepeso). El IMC o Índice de Masa Corporal es un valor que determina el rango de peso en el que nos encontramos.

Más de medio mes (enero-medio de marzo) mi paciente logro bajar 7 kilos, con una dieta sana y equilibrada. Me gustaría mencionar que en este momento, logra continuar con la dieta personalizada, y su estilo de vida ha mejorado considerablemente.

Resultados obtenidos después de 40 días:

  • 66 kg 
  • IMC = 22,3 (Peso normal)
  • Bajo una talla de ropa y no tiene mucho hasta que baja una más;
  • Se siente muy bien y enérgica;
  • Desde el punto de vista de la salud, siente que ciertas condiciones han mejorado;
  • Todos los días es más motivada con tan buenos resultados.

Felicitaciones! ¡Eres un ejemplo a seguir! 🙂

Con cariño,

 

¿Cómo influye el deporte tu salud?

 

La mayoría de las personas conocen los beneficiosos de la actividad diaria, pero pocos respetan o incluso hacen algo para mejorar la salud. El deporte te ayuda a mejorar tu estado de ánimo y también previene muchas enfermedades.

Los beneficios:

  1. Ayuda en el proceso de pérdida de peso 

El ejercicio puede ayudar a prevenir el aumento de peso excesivo o ayuda a mantener la pérdida de peso. Un plan nutricional personalizado/una dieta es 70% del proceso de pérdida y el deporte entre 20-30%, depende de la persona. Entonces, lo más que te involucras en actividad física, quemas calorías y mientras más intensa sea la actividad, más calorías quemarán.

Los viajes regulares al gimnasio son geniales, pero no se preocupe si no tienes tanto tiempo para hacer ejercicio todos los días. Aproveche los beneficios del ejercicio, solo haga más actividad durante el día: suba las escaleras en lugar del ascensor o acelere las tareas domésticas, camina 30 minutos después o camina al pie, en vez de tomar el autobús o el coche. La consistencia es clave.

  1. El ejercicio reduce el riesgo de desarrollar de las enfermedades

Muchas personas tienen problemas cardíacas y una presión arterial alta y para mejorar su condición, el deporte es necesario. Estar activo aumenta la lipoproteína de alta densidad (HDL) o el colesterol “bueno” y disminuye los triglicéridos no saludables. De esa manera, tu sangre fluye suavemente y disminuye el riesgo de enfermedades cardiovasculares.

También ayuda a prevenir una amplia gama de problemas de salud, incluidos derrames cerebrales, síndrome metabólico, diabetes tipo 2, depresión, varios tipos de cáncer y artritis.

  1. Mejora el estado de ánimo 

¿Te sientes te sientes ansioso, irritable y sin ganas de nada?  Una sesión de gimnasio o una caminata de 30 minutos pueden ayudar. La actividad física estimula varios químicos cerebrales que pueden hacer que te sientas más feliz y relajado.

También cuando haces ejercicio regularmente, se aumenta su confianza y  autoestima.

  1. Aumenta la energía 

La actividad física regular puede mejorar su fuerza muscular y aumentar su resistencia. El ejercicio suministra oxígeno y nutrientes y ayuda a su sistema cardiovascular a funcionar de manera más eficiente. Más sano, más energía para hacer frente a las tareas diarias.

  1. Promueve un mejor sueño

¿No puedes dormir bien? La actividad física regular puede ayudarlo a conciliar el sueño más rápido y profundizar su sueño. Simplemente no haga ejercicio demasiado cerca de la hora de acostarse, o puede estar demasiado lleno de energía para dormir después.

  1. El ejercicio puede ser divertido y social 

Hacer deporte te puede ayudar socializar más, conocer más gente y ser social y también puede ayudarte a conectarte con su familia. Te da la oportunidad de relajarte, disfrutar del aire libre o simplemente participar en actividades que te hacen feliz.

Así que tome una clase de baile, vaya a los senderos o únase a un equipo de fútbol. Encuentra una actividad física que te guste, y solo hazlo. ¿Aburrido? Pruebe algo nuevo o haga algo con amigos, no sabes que sorpresas vas a tener.

La conclusión es que el ejercicio y la actividad física son una excelente forma de sentirse más bien, mejorar su salud y divertirse.

Intenta cada día al menos 30 minutos o 150 minutos a la semana de ejercicio de intensidad moderada (paseos y tal), o 75 minutos por semana de ejercicio vigoroso (correr, nadar). Combinar estos dos.

Extiende tus actividades durante toda la semana. ¡Si desea perder peso o cumplir objetivos específicos de condición física, es posible que necesite aumentar sus esfuerzos de ejercicio, una dieta o un plan nutricional personalizado no funciona sin deporte como hacer deporte no funciona sin tener un estilo de vida saludable!

Recuerde consultar con su médico o su nutricionista-dietista o un entrenador personal antes de comenzar un nuevo programa de ejercicios, especialmente si no ha hecho ejercicio durante un tiempo prolongado, tiene problemas crónicos de salud, como enfermedades cardíacas, diabetes o artritis, o si tiene alguna inquietud.

El secreto es saber cómo combinar estas dos cosas de manera saludable. La alimentación y el deporte. 

Con cariño,

Con cariño,